No queremos convencerte argumentando razones para que lo hagas, sólo te decimos por qué nosotros somos Alma de África.

Formamos parte de Alma de África porque esto no es únicamente pertenecer a un club de fútbol, es compartir, promover y difundir valores como la solidaridad, respeto, igualdad, tolerancia, fraternidad… Luchar y combatir cualquier comportamiento discriminatorio, educar desde el deporte, eliminar prejucios y esterotipos, acercarnos a la realidad de muchos con los que convivimos, no mirar hacia otro lado y trabajar por un mundo sin fronteras.

Alma de África es algo más que un equipo de fútbol. Es luchar por un mundo de todos con cabida para todos, donde seamos iguales en derechos y obligaciones, donde el color de la piel sea sólo una diferencia cuantitativa de melanina, donde   la palabra emigrante e inmigrante tenga las mismas connotaciones porque, hasta ahora, vivimos en mundo donde se trata como héroe al que emigra y de estorbo al inmigrante.

Alma de África es un equipo de todos para todos, una familia sin fronteras donde los goles son el motivo para volver a sonreír.

Las necesidades de Alma de África son variadas. Desde necesidades deportivas a necesidades básicas como son “techo y comida”

Si sientes que eres “Alma de África” puedes:

 


socio simpatizante

la foto 1